EL OTRO YO DE CRISTINA

La semana pasada, unos manifestantes identificados como peronistas del Movimiento Nacional y Popular, que se autoproclamaban de izquierda y como pertenecientes a organizaciones de derechos humanos, insultaron y agredieron a Mariano Grondona. El hecho ocurrió al finalizar el periodista su disertación sobre el tema “Reflexiones republicanas” en el teatro Español de la ciudad de Azul. Uno de los volantes que esparcían los agresores decía: “Desde las instituciones y organismos democráticos no podemos permitir que este siniestro personaje funcional a las sangrientas dictaduras sea quien aparezca utilizando los medios que él mismo censuró”.  Frase que presenta en su seno una paradoja, la de respaldarse en las instituciones democráticas para justificar un acto esencialmente antidemocrático tal como es el de negarle el derecho a la palabra a un otro por pensar diferente en un momento determinado de la historia. Por parte del gobierno no hubo ningún comunicado oficial de repudio al vandálico suceso.

 

Este hecho me trasladó en mis recuerdos al año 1965, cuando cursaba la carrera de Economía en la UBA y Arturo Illia era el presidente de la Nación. En aquel entonces mis simpatías políticas estaban del lado del marxismo por lo que participaba en muchas de las acciones contra los militantes peronistas, a los que se despreciaba, y contra la derecha, el sector ideológico al que se le temía. Un día, un ex funcionario de Frondizi y partidario del capitalismo, había sido invitado a darnos una clase magistral sobre economía. A pesar de que casi todos los días había en la facultad discursos y clases que promovían el socialismo y el marxismo sin que los sectores de la derecha se opusieran a ello, mis compañeros impidieron que la disertación se realizara ingresando con violencia en el aula. Esto evidenciaba que el respeto que existía desde un sector, no era correspondido por el otro. Ese fue el instante en el que comencé a replantearme si yo aceptaba o no la intolerancia política.

 

 El siguiente hito en mi proceso de cambio fue la lectura del libro de Aldous Huxley, “El fin y los Medios”  (en la sección <Recordar libros> de este blog, se transcriben algunos párrafos). Nunca más pude olvidar la frase de: “El fin no puede justificar los medios, por la sencilla y clara razón de que los medios empleados determinan la naturaleza de los fines obtenidos”.  Bucee en la historia y encontré que Huxley tenía bastante razón. En la gran mayoría de los hechos revolucionarios que conquistaron el poder político mediante la violencia, el mantenimiento del mismo se realizó aplicando la misma metodología que los había llevado al poder.  Desde la revolución francesa hasta la cubana y pasando por todos los golpes de estado militares, la libertad individual era casi suprimida o rebajada a instancias mínimas y las “depuraciones” ideológicas, sospechosamente semejantes a las religiosas y a las raciales, se daban en forma inexorable. 

 

 Mi desprendimiento ideológico del marxismo me acercó al nacional-peronismo de izquierda por lo que fui un ferviente defensor del retorno de Perón al poder. Pero fue en abril de 1974 cuando se produjo en mi vida otro suceso semejante al de la Facultad de Ciencias Económicas: el ingeniero Álvaro Alsogaray, presidente del partido de la derecha liberal llamado “Nueva Fuerza”, daba una disertación sobre la “Economía Social de Mercado”. Cuando quise asistir, me encontré con patotas peronistas que impedían el ingreso al lugar.

 

Poco tiempo después, estuve varias semanas trabajando en Tokyo. Un día, mientras salía de un edificio junto a un compañero japonés, observé que en plena avenida se desarrollaba una manifestación marxista. Ésta ocupaba un cuarto de la calle. Por delante, a los costados y por detrás, numerosas motocicletas de la policía local acompañaban la lenta marcha cercando las filas de los militantes. Intrigado le pregunté a mi compañero si esos policías estaban cuidando que los manifestantes no generaran disturbios. Para mi sorpresa, él me contestó: –Al contrario, la policía está cuidando que los de afuera no molesten a los de adentro.

Creo que ese fue el momento en el que decidí, de ahí en más, aprovechar las continuas estadías de trabajo que usualmente tenía en el extranjero, para interiorizarme sobre las particularidades políticas y económicas de cada nación. Estos estudios me hicieron descubrir con otros ojos el socialismo de Edward Bernstein, la socialdemocracia y el liberalismo intelectual. 

Influenciado por todas estas investigaciones, en 1983 apoyé política y financieramente la elección del Dr. Raúl Alfonsín con la esperanza de que la Argentina transitara un camino más democrático y republicano. Lamentablemente, la errónea política económica que los radicales implementaron frustró finalmente esa posibilidad.

  

Mis experiencias políticas durante años me habían mostrado que ni el marxismo ni el peronismo representaban el espíritu de ecuanimidad y respeto por las ideas ajenas, una definición que yo ya consideraba indispensable para generar el progreso social y económico en una nación. En el caso del justicialismo, el peso de sus partidarios afines a la violencia fascista superaba con creces al de otros que demostraban una intachable mentalidad democrática como, para citar sólo un ejemplo, era el caso del difunto Guido Di Tella. Es que los que terminaban detentando el poder consideraban a una gran parte de las instituciones democráticas como “elementos formales de relativa importancia para el desarrollo del pueblo”. Esta conducta, como no podía ser de otro modo, se transmitía hacia las bases de militantes y simpatizantes. Cualquier mención que alguien hiciera sobre las típicas posturas totalitarias del movimiento, como la extorsión a los empresarios, el sometimiento de los poderes legislativo y judicial a sus ideas, la presión, el aislamiento laboral y la persecución de los artistas e intelectuales opositores, etc., eran menospreciados y desvalorizados por ellos. La respuesta era siempre la misma: lo importante era obtener el bienestar del pueblo y no el cómo se lo lograría.

Es entonces que comprendí que el peronismo no relacionaba la posibilidad de que la población argentina accediera a una mejor condición de vida con el estricto cumplimiento a las normas democráticas, republicanas y federales. Para los peronistas, una cosa no tenía nada que ver con la otra. Y esto sí, era un pensamiento político diametralmente opuesto al de las naciones desarrolladas.

 

Desde 1946, pasaron casi 63 años. Los peronistas gobernaron 31 de ellos, de los cuales 17 fue durante los últimos 20 años. Las dictaduras militares y los radicales se repartieron casi proporcionalmente el resto de los gobiernos. Es decir, en la mitad del tiempo transcurrido, el justicialismo detentó el poder en el país. Y la nación tuvo en todos estos 63 años, la involución de desarrollo económico más grande de la historia mundial (Maddison, 2000). Pero no hay un solo militante o funcionario perteneciente a ese movimiento creado por Juan Perón, que haya asumido su crucial incidencia en esta debacle nacional. Han desperdigado una feroz propaganda haciendo caer la casi total responsabilidad de este desastre en los otros gobiernos, tan malogrados como los de ellos. Incluso, en los últimos años han llegado a considerar al del justicialista Carlos Menem como si hubiera sido un período político que no les perteneciera históricamente por tratarse de un gobierno de la “derecha conservadora”, cuando fue el propio Perón que se encargó de aclarar que el justicialismo nunca fue un movimiento de “izquierda”.

Esta manera de distorsionar la historia también se evidencia con numerosos hechos históricos, como, por ejemplo, la actual postura del matrimonio K con respecto a los crímenes cometidos por la organización peronista “la triple A”. Intentan desvincularlos de su génesis peronista haciéndose los distraídos sobre el hecho incuestionable de que esta banda paramilitar existía amparada por el Estado cuando era presidente del país nada menos que el propio Juan Domingo Perón.

 

El otro yo del Dr. Merengue

 

En 1945, el humorista Guillermo Divito concibe un personaje de historieta llamado Dr. Merengue. Era un abogado pulcro y formal que nunca perdía la postura correcta. Pero este doctor tenía un doble discurso. Mientras siempre decía lo que el otro quería escuchar de él, su otro yo, en realidad, pensaba y sentía todo lo contrario.

Cuando observamos todas las discursivas alusiones que todos los presidentes justicialistas del país hicieron y hacen ponderando la democracia y la república, y las comparamos con las despreciativas expresiones, intolerancia, insultos y persecuciones que han hecho con todos aquellos que se les oponen, nos damos cuenta de que una cosa es su discurso y otra muy diferente lo que terminan haciendo. Probablemente no haya sido una simple casualidad el nacimiento del personaje del Dr. Merengue con el del movimiento peronista. Nadie más claramente que el mismo Perón expresó este doble discurso en su libro Conducción Política” (Edición 1974 Sec.Política de la Presidencia de la Nación): “(…) cuando pronuncié los primeros discursos en la Secretaría de Trabajo y Previsión,  (…) yo les hablaba un poco en comunismo. ¿Por qué? Porque si les hubiera hablado en otro idioma en el primer discurso me hubieran tirado el primer naranjazo… Porque ellos eran hombres que llegaban con cuarenta años de marxismo y con dirigentes comunistas. (página 229) (…) Se inclinaban más hacia la lucha de clases (…) Yo no compartía esas ideas. (página 234) (…) repito, la gente que iba conmigo no quería ir hacia donde iba yo; ellos querían ir adonde estaban acostumbrados a pensar que debían ir. Yo no les dije que tenían que ir adonde yo iba; yo me puse delante de ellos e inicié la marcha en la dirección hacia donde ellos querían ir; durante el viaje, fui dando la vuelta, y los llevé adonde yo quería…” (página 235).

Pero esta transferencia política de la clase obrera desde el socialismo, pudo efectivizarse gracias, fundamentalmente, a la promulgación de la nueva ley sindical que establecía una única central de trabajadores que aglutinaría a un solo sindicato por rubro. La personería jurídica otorgada por el Estado era indispensable para acceder a los beneficios sociales. A partir de ese momento, la aceptación jurídica tenía concretos beneficios económicos para los sindicatos y eran otorgados siempre y cuando profesaran la adhesión a Perón (aun hoy, organizaciones no peronistas intentan vanamente obtenerla, como es el caso de la CTA). No en vano, el mismo Perón expuso su importancia al declarar que el movimiento obrero era “la columna vertebral del justicialismo”.

 

Y son justamente los sindicatos los que permiten visualizar con perfecta claridad la analogía del peronismo con el personaje del otro yo del Dr. Merengue.

  

Mientras los cuadros políticos del justicialismo discursean sobre el respeto a la democracia y la república, los sindicalistas demuestran a través de sus comportamientos, sin rubor ni arrepentimiento, el verdadero sentir peronista. Los dirigentes se eternizan en el poder; se convierten en millonarios algunos y nuevos ricos muchos; las minorías no tienen acceso a los mandos; son bastantes sumisos cuando el gobierno está en manos de un peronista pero le hacen la vida imposible a los gobiernos democráticos de signo diferente. Cuando no logran sus objetivos utilizando las modalidades de protesta gremiales amparadas por la Constitución, no tienen reparo alguno en ejecutar la violencia física y extorsiva para obtenerlos. Y toda estas actitudes totalitarias no han servido siquiera para que, con el transcurrir del tiempo, los trabajadores obtengan un vivir más digno.  

El verdadero sentimiento peronista 

 Es en el sindicalismo peronista donde se visualiza casi a la perfección la génesis fascista del movimiento cuando recordamos que la ley sindical promulgada por Perón es casi un calco del de la de Mussolini. 

Son muchos años de cultura peronista y han introducido en sus cuadros políticos una manera muy especial de ver el país. No es relevante lo que Cristina Kirchner diga sobre la democracia. Para ella, al igual que para todos los otros gobernantes peronistas, la democracia comienza y finaliza en el trámite electoral. En un lenguaje informático, podríamos decir que es el “chip” que tienen dentro. Gobernar bien es concentrar el poder. Progresar adecuadamente depende de la buena voluntad del gobernante y no del cumplimiento del juego democrático, republicano y federal. Y, por supuesto, el denominado pueblo trabajador debe ser peronista o se perderá todo el poder.

Y es en éste último párrafo cuando creo que llegamos al ojo del huracán.

 

Después de haber transcurrido 63 años desde su nacimiento y 34 años desde el fallecimiento de su inventor, el peronismo, sin ser una ideología política y económicamente identificable con claridad, sigue vigente en la Argentina gracias a la ley sindical de origen fascista. Sin la misma, el movimiento obrero estaría representado en diferentes líneas políticas. Los marxistas, socialistas, independientes y liberales, serían los genuinos exponentes de los trabajadores. Al igual que el resto del mundo, habría varios sindicatos de un mismo gremio con diferente adhesión ideológica, o uno solo por gremio pero con secretariados donde las minorías estuvieran representadas. Cada uno se concentraría en defender la situación de sus afiliados en lugar de maniobrar políticamente para acceder al poder del Estado.

 

Establecer una genuina democracia en el peronismo implicaría modificar de manera tajante al sindicalismo en la Argentina. Si éste se democratizara, el peronismo tendría alguna opción de hacerlo también, pero mientras no suceda, su tan mentada columna vertebral adolece de rigidez articular y se sabe que, en estructuras rígidas no hay lugar para movimientos fluidos.

¿Pero quién le pone el cascabel al gato?

En 1983, el presidente radical, Raúl Alfonsín, lo intentó a través de la ley Mucci. La CGT le respondió con 13 huelgas generales y casi 4.000 huelgas sectoriales durante sus años de gobierno.

 

Para que en un futuro inmediato pueda modificarse la actual ley sindical de base fascista se requiere del apoyo y la comprensión popular.  Lo usual es que el pueblo interprete las huelgas extorsivas como genuinas en vez de verlas como los embates del peronismo populista para desestabilizar a los gobiernos que quieren democratizar al movimiento obrero. Es importante tomar conciencia de los enormes prejuicios que la actual ley sindical le ha traído al mismo pueblo que la propaganda justicialista dice favorecer. Sin un cambio en este sentido será muy difícil que se produzca la reconversión del justicialismo en un partido socialdemócrata o en uno que corresponda a la derecha democrática conservadora, según sea la definitiva tendencia de sus dirigentes políticos.

 

Enrico Udenio

Autor de los ensayos “Corazón de derecha, discurso de izquierda”, Ugerman Ed., 2005; y “La hipocresía argentina”, LibrosEnRed Ed.,2008.

31 de agosto 2008

Anuncios

62 Respuestas a “EL OTRO YO DE CRISTINA

  1. SALVO MENEM (Gracias a el podemos estar escribiendo en nuestras computadoras) antes de el no habia telefonos. EL PERONISMOFUE UN DESASTRE PARA EL PAIS, salvo EL

  2. muy buena la nota, a pesar de que se ve desde la obtica unica del narrador y los comentarios son aportantes de distintos enfoque de analizar el tema central desarrollado

  3. Perdón por mi ignorancia: ¿que es esto, que hace en Crónica?
    ¿Quien es el articulista que cita a Huxley, a los manifestantes japoneses, al democrático sindicalismo de los países centrales?
    ¿Otro marxista devenido empresario que pontifica sobre “este país” con la habitual visión peyorativa y derrotista tan propia del mediopelo?
    El exterminio de indios y gauchos, el sojuzgamiento del interior por Buenos Aires, la semana y la Patagonia trágicas, el bombardeo del 16.06.55, la proscripción durante 18 años,la tragedia desatada por el Proceso,etc, me permiten pensar que el autor del panfleto así como muchos de los comentaristas tienen,por lo menos, una visión muy cacerolera de la realidad de “nuestro país”.

  4. Excelente descripción de nuestra realidad. No veo solución en el horizonte (entiéndase, como mínimo trinta años), deberíamos comenzar por la educación, enseñandoles a nuestros hijos a pensar y aceptarlos como “individuos pensantes” No introducirle ideologías para que “piensen lo que nosotros queremos que piensen” ¿me explico?. Se que es muy dificil, pero no imposible. Lo mío es pura utopía.

  5. Estoy de acuerdo casi en todo con el autor. De lo que yo un poco más, o un poco menos conozco y se. ARGENTINA APUNTABA PARA POTENCIA, POR ENCIMA DE CANADA Y AUSTRALIA, hasta que llegó un general y los Yankis creyeron que tenían otro Mussolini u otro Hitler, y obvio de inmediato lo investigaron y cuando tuvieron mucha información seguían desconfiando por que no podían creer que tuvieran tanta suerte, pues este general y su ego llevarían el país a la ruina….y no se equivocaron…

  6. Suscribo totalmente los argumentos de la nota. Mi historia (naci en 1950) da validez a “la historica división del Poder”: se está con el peronismo o se está en contra. Hubo un periodo desde 1974 hasta 1999, donde parecía que el PJ ingresaba en una era de “progresismo republicano y democrático”…pero fue una ilusión. La era KK revirtió este proceso y reinició las divisiones sociales y políticas del ’45 al 55. ¡Mientras exista peronismo el País no tiene futuro!

  7. El peronismo es fascista porque nació fascista. Lo dijo Perón: “Al enemigo, ni justicia”. No toleran que nadie mande; las huelgas a Alfonsín, son una prueba. Las presiones (ver los diarios) del Innombrable MM para acortar la fecha de asucnción por él, son otra. La preparación de “paramilitares” propiciados por famosos políticos que se callaron bien la boca (entrenados en campos cercanos al Gran Buenos Aires los días previos al 20 de diciembre para preparar el derrocamiento de De La Rúa) son otra prueba. Y lo que dice ela utor, haciendo una confesión de su evolución, es otra. Los peronistas no pueden aducir falta de culpa en los 90, porque MM subió por el voto peronista. Y dentro de 10 años, va a hacer otro gobierno, quizás también peronista, que le va a echar la culpa al Matrimonio Real de todos los desastres de la Argentina del 2003-2011, que “no supieron aprovechar los años de bonanza, y creyeron (según la ´materia “Economía Montonera”), que todo iba a durar siempre. El peronismo fue, es y será nefasto para el país.

  8. Nos olvidamos acaso de cuando no se podía caminar por los pasillos del Bco.Central por la cantidad de oro acumulado que allí había ¿Y que hicimos?. Creamos el IAPI, donde pusimos los rezagos de la 2da.Guerra Mundial al precio de material nuevo, nos olvidamos también de Osinde, el asesinato del Dr.Ingalinella en Rosario, la quema de la Bandera ordenada por Borlenghi en la entrada al Congreso, el prebendarismo, de Evita, cuando en las Fiestas Navideñas en los Correos del País, se entregaban, máquinas de coser, sidra, pan dulce y otras yerbas. O cuando la Sra. mandó a la quiebra a la Fábrica de Caramelos Mu-Mu por no aportar a la Fundación.
    También recuerdo cuando el Gral. importó al Militar asesino Croata, acusado de crimenes de lesa humanidad para asesorar a nuestra policia. Ni que hablar de la famosa U.E.S., por la que al no quere afiliarme, me ví obligado a ir pupilo a un Colegio del Interior del País.
    Como diría el tango “Que me van a hablar de amor” y al final, al recordar lo que dijo Perón en su momento, ¿no les hace acordar a lo que dijo Menem?: “Si les decía lo que iba a hacer , no me votaban”. Estoy en un 90% de acuerdo con lo escrito por el autor, hay cosas discutibles, pero hacerlo me llevaría mucho espacio.

  9. Osvaldo Octavio Serres

    Muy buena la nota, muy buenas las reflexiones pero cayeron en el triste olvido común del: “y a mi qué me importa, mientras que a mi no me falte”… Esto resume la idiosincracia argentina.> ¿Hay razones para justificar todo, hasta lo injustificable… y para nuestra mal llamada Justicia, perdonar lo imperdonable? Pero, de algo hay que vivir. . .y si gano poder y riqueza, aunque sea mintiendo, ya que nadie me catiga o castigará, qué problema hay con que yo también jure cereminiosamente: “Y SI ASÍ NO LO HICIERA, QUE DIOS Y LA PATRIA ME LO DEMANDEN”, terminando con un “VIVA LA PATRIA”…
    La hipocresía, el ficticismo, la demagogia despreciable es la actual caracterización de los montoneros, que disfrazados de peronistas, engañaron a todos los peronistas con válidos argumentos, pero a los que hoy, traicionaron rindiéndole culto, nó a la memoria de Perón, nó al compromiso ético-ciudadano, sino al dios dinero gracias a la soberbia, el autoritarismo, la necesidad de eternizarse para así poder manejar la Justicia, ellos y sus socios, poder seguir delinquiendo, sin ser juzgados.
    Debo concluir con la expresión común: “VIVA LA PATRIA”, pero debo preguntar y preguntarme: “¿Qué es la patria para nuestros dirigentes políticos, sindicales, empresarios y capitalistas”… Acaso sea sólo un medio de lograr sus fines; que no son otros que enriquecerse gracias a la mal llamada Democracia y a la inoperancia de los que sóo criticamos, pero; “mientras a mi no me falte”!!!.

  10. Culpar al peronismo de todos los males de nuestro pais, es muy corto. El peronismo no fue el unico responsable. Todos los sectores de mayor influencia en Argentina son responsables de lo que hoy vivimos. Hay responsabilidades compartidas. El sector politico en su conjunto, los sectores productivos, los industriales , los sindicatos, la Iglesia, la Justicia y la lista sigue si quieren. Hasta hoy solo escuche un mea culpa a traves de la persona del General M. Balza por los errores del pasado en contra de toda la sociedad argentina producido por las Fuerzas Armadas, el resto solo echa culpas al resto de os sectores. Falta dialogo y patriotismo. Basta de intereses sectoriales, de lo contrario nos van a devorar desde afuera, como siempre.

  11. Gerardo A. Reda.

    Para no discutir con nadie, me baso en realidades, que todos vemos y por ley democrática nos vemos obligados a callar.
    El pueblo argentino fué, es y será autoritario.
    El Alfonsinismo, además de Autoritario era sumamente soberbio.
    Los que atacan al sindicalismo argentino con mucha razón, pero sin entender el problema,estarían de para bienes con el fraude patriótico de los conservadores.
    El pueblo como una impronta de su genética social, siempre estuvo atrás de caudillos,que necesariamente en orden a su condición y vocación, son más de acción que de pensamiento.
    El pueblo no le importa a nadie, solo para votar y bailar payasescamente como Macri por “ganar” una elección en la Cap. Fed.
    En fin como vivimos de contramano a nuestra esencia y a la realidad nos va como nos va.
    En la argentina no hay partidos de derechas, solo de centro.En la Argentina no hay sindicatos socialistas o comunistas, son de derecha.Los izquierdistas, son hijos de la clase media, pobremente educados en la praxis y nunca quisieron identificarse con el sector obrero obrero. Habrá alguna excepción,pero con mis 65 años y recordando que cuando ingresé a la facultad de Ingeniería de la UBA, estábamos hablando del perfil industrial del país, recuerdo con tristeza mi sencilla escuela primaria N°17-Consejo EscolarN°18, del barrio de Liniers,donde se izaba la Bandera con respeto, donde había orden, autoridad que necesitábamos y maestros siempre mal pagos que dejaban la vida por sus alumnos,de todos los cuales guardo un gran respeto.
    Ni teníamos comedor , ni nadie pensaba en eso, porque la escuela era para aprender.

  12. EN REALIDAD EL SINDICALISMO ES FASCISTA POR SU FORMA DE ACTUAR Y A LA VEZ POSEEDOR DEL PODER POLITICO PARA GOBERNAR, ENTONCES QUIEN MANDA MAS EL PRESIDENTE O EL SINDICALISMO.

  13. Me gusto el comentario y obviamente me agradaron algunas opiniones vertidas y defenestro otras cuando veo que no se condice con lo que es “REAL”, por que son faltos de verdad.
    Que el Señor Peron no me gusta, no me gusta, que mi abuelo Luis Aparicio fue intendente de Catamarca, Senador y Diputado peronista y su empresa de transporte quebro por que ponía plata en vez de sacar para la politica, tambien lo fue.
    Que Evita y Perón encontraron un pais lleno de oro y que dilapidaron las reservas pasó!, que leyeron los derechos a los trabajadores, si!.Que no le leyeron los deberes a los trabajadores y desde ahi son una yunta de gorilas y chupasangre del estado nacional resumidos en sindicalistas, lo SON!. Que el pueblo no tiene mas a Perón y que dijo o que hubiera hecho..Ya esta! Murio Perón.Que con solo ver el acto del traslado de sus restos me di cuenta lo que és el peronismo hoy y quienes son. DILAPIDARIO!, que Perón hizo pocas cosas buenas y muchas malas, es cierto!, que el intento de democracia Argentina va agarrada a la memoria de un hombre POLEMICO por A o por B..Es Simple!, que Perón llevó alegria a muchos hogares obreros definitivamente!. Que Perón con plata en el 40 aunque tendría que haber cuidaddo el dinero, fue una cosa y sin plata fue otra… Determinante!!.
    No tengo por que no destacar lo que hizo bien y reprochar lo malo solamente por que no seria REAL.
    Ahora esto YA ESTA! Ya Paso y no podemos volver al pasado… y menos con la politica reciente por que esta viciada en si misma.YO en todo caso si voy a volver al pasado tampoco tengo que pensar en que el peronismo es el principio de la patria por que NO es asi!. San Martin fue y ES un procer MUNDIAL!, reconocido en el MUNDO sin manchas, impecable!!. con escasos recursos, pocos hombres, sin tecnología, sin maquinaria, sin industria, con poca logística, inclusive enfermo algunas veces, con arrojo, pero con INTELIGENCIA y SABIDURIA se despacho a los Españoles y los devolvio a donde eran liberando paises como Chile que nos devolvieron con Malvinas el agradecimiento (Ver Youtube Apoyo Chileno a Inglaterra en Malvinas).. Vale la pena mencionar a BELGRANO.. entregó su reloj por que no tenia para pagarle al doctor, parecido a los abogados y politícos de ahora .Con los proceres que tenemos en el inicio de la patria la verdad que es imposible fijarse en los modernos o contemporaneos .Por que me tengo que fijar en Perón??. Tenemos que ver quienes con menos recursos pero con inteligencia fueron proceres y ver “LA REALIDAD”. Perón no está, los que están no son peronistas ni sé que son, los radicales mediócres, los otros partidos bien gracias, pero nos demos cuenta que tampoco nos podemos pasar mirando lo que tenemos por que no avanzamos nada y ES “la realidad”.
    Cuando uno se queda en el lodo por un principio de inercia seguirá en el lodo.
    Tenemos que EDUCARNOS, leer, razonar, respetar y usar la INTELIGENCIA y SABIDURIA que usaron los proceres para forjar este país, por que con esas cualidades vamos a poder ser un pais en serio y eso las generaciones venideras nos los van a agradecer por que para ellos va a ser una “REALIDAD”.

  14. Estoy totalmente de acuerdo con el Sr Hugo Doliani. Ademas quisiera decir que el articulo de este señor es totalmente tendencioso y va en contra de todo ideal Marxista. Ademas pienso que no hay que meter en la misma bolsa a Stalin, Castro, Lenin, Guevara, etc… Creo ademas que se menciona al Gobierno del Dr Alfonsin apartir de una mala inversion que este señor ha hecho y si la inversion no prospero habra sido por las fuerzas de las corporaciones que se tratan de defender en este comunicado. Creo que hay que hacer una evaluacion mas objetiva de la historia Argentina y no bajar tanta linea en post de una ideologia totalmente desconocida. ¿Por que cual seria la ideologia a seguir? ¿La de Augusto Pinochet? ¿La de Videla? Por favor! Hay que medirse y pensar bien lo que se escribe antes de hacer evaluaciones sobre nuestra historia. Mal o bien la democracia es el mejor sistema que tenemos para crecer como sociedad y este es el gobierno que eligio el pueblo. Espero que asi sea por siempre!!!

  15. Es curioso y completo su análisis y memoria de la historia del peronismo, aunque menos curiosas sus conclusiones. Da gusto disentir con algunos de sus conceptos porque demuestra conocimiento de los hechos, pero no es menos cierto, al decir de Aldous Huxley que usted mismo cita, que el fin no puede justificar los medios, aunque sería más correcto afirmar que no “debe” justificar los medios, porque todo indica que poder, se puede. Con el fin de denostar al justicialismo, usted justifica y hace uso de los medios, cuando valiéndose de hechos verídicos, reales e indiscutibles, teje una madeja en el que su análisis tropieza. De los mismos hechos, se pueden sacar conclusiones diferentes. La práctica de la violencia, el abuso de poder, el autoritarismo y la obediencia debida es concenable y censurable sea cual fuera la ideología o el lugar del mundo en doncde se la practique. Pero tendríamos que hablar de la naturaleza humana y el poder, para entender al hombre en su totalidad. Creo que no puede ubicar en la misma vereda a Marx, Stalin, Lenín, Trotsky, Fidel Castro y Gorriarán Merlo, como tampoco lo puede hacer con Perón, Menem, Duhalde y Kirchner. Todos sabemos que a partir del abuso se pueden quemar los libros de cualquier ideología, lo importante es equlibrar las cargas. No pretendo extenderme más de la cuenta, simplemente quería resumir que la columna vertebral del peronismo, vino a suplantar o -al menos- a equiparar, las fuentes de poder surgidas de las clases dominantes hasta ese entonces, antes con apellidos, después con capital. También es cierto que las mayorías irritan cuando piensan distinto, pero entonces no nos llenemos la boca con el estado de derecho, que con tanta dificultad intentamos depurar, después de tantos años de violencia (de cualqiuer signo) e intolerancia. Solo quiero recordar que me parece descabellado relacionar al poder militar de la dictadura con el peronismo. En otro momento podemos hablar de cómo la Argentina pasó de ser un país agro-ganadero a ser un país industrializado. Claro que eso es pasado, pero bueno, será cuestión de encontrar lo mejor de cada uno para lograr el consenso que los argentinos, no solo los peronistas, no encontramos. Aclaro, soy peronista, pero como me gusta decir, de Yrigoyen.

  16. Argentina es un país comunista disfrazado de país libre y habitado por narcisos furiosos disfrazados de seres lúcidos y amistosos: el otro yo del Dr. Merengue, doctor que además juega al “Truco” (juego nacional en el cual gana quien engaña mejor) es la realidad cotidiana y como no podría ser de otra manera es también la realidad general.¡No es un caso atípico Argentina, tal como le gusta repetir a un forista que comenta esta misma nota!: Argentina es una caso de impostura, como el Dr. Merengue o como el juego nacional de “Truco” o como “la mano de dios” o como “las candidaturas testimoniales” (el candidato se presenta a elecciones y aunque gane no asume su cargo, el último invento argentino de impostura), etc..

  17. creo que el derrotero,conducta y actitudes argentinas,marca una tendencia inversa,de lo posible a la mediocridad e irreversible. cada vez más afectos al facilismo,con una masa crítica afecta a lo superfluo-los titulares deportivos,river,boca ocupan espacios exhuberantes en nuestros diarios-nos alejamos cada vez más de sociedades desarrolladas ó que aspiran a serlo. las actitudes autoritarias,demagógicas con fines corruptos,oportunistas y egoístas de las autoridades que hemos elegido,pintan el cuadro con la perspectiva de los que saben como llevarnos en la interpretación casi perfecta de nuestra ignorancia y limitaciones. vivo fuera del país,pero cerca y vuelvo a menudo,la mirada fuera de la turbulencia pienso de una idea más aproximada a lo real. creceremos algún siglo ?

  18. Lo felicito por la manera en que expone y por el contenido expuesto. Me encantó el uso de la memoria e historia personal como respaldo y soporte a los argumentos expuestos sobre la memoria e historia “institucional” o formal. Comparto su decepción con tantos movimientos auto-denominados populares, que en cuanto logran algo de poder devienen en movimientos autoritarios. La presidenta ayer habló diciendo que los opositores a su gobierno debían hacer una especie de balance de sus acciones cuando fueron gobierno en lugar de criticar el presente. Por supuesto, pedir eso es ridículo si pretendemos mejorar el futuro. Sin embargo, es cierto que yo personalmente sigo esperando que alguien alguna vez se disculpe por sus acciones del pasado: el peronismo por la Triple A, por los Montoneros, las Fuerzas Armadas Peronistas, las Fuerzas Armadas Revolucionarias, las patotas sindicales, por elegir a un personaje como José López Rega como ministro de la Nación, por elegir a una persona absolutamente incapaz, y no por “ser mujer” como le encanta decir a la presidenta actual, como vicepresidente de un presidente anciano y enfermo, porque su fundador propició la violencia de todos los signos desde el exilio y murió antes de poder apaciguar esos ánimos exaltados (siendo previsible que todo eso ocurriera), por convertir en próceres a las personas que detentan el poder aún antes de su muerte y más que por aclamación popular, mediante el uso indiscriminado de la propaganda gubernamental, … la lista continúa. Claro que no puedo decir que el peronismo ha sido la única fuente de violencia e irracionalidad política; también lo ha sido la iglesia católica. Los Montoneros comenzaron como un grupo de ultra-derecha (esto es verdad aunque usted no lo crea, diría Ripley) en el colegio Lasalle de Vicente López; grupos como Tradición, Familia y Propiedad han impedido funciones de teatro que no eran de su agrado, cuando no han quemado las salas (caso “Jesucristo Superstar”), el hermano Septimio que dirigió el CONSUDEC durante décadas envió personas a insultar e increpar a los que se opusieran al ideario católico al Congreso Nacional de Educación que quiso, como la Ley Mucci que usted menciona, implementar el gobierno de Alfonsín, personalidades como el cardenal Aramburu, el nuncio Pío Laghi, monseñor Plaza en La Plata mirando para otro lado mientras se cometían los peores crímenes desde el Estado (o, en algunos casos, lo que es peor, apoyando la “limpieza” de personas indeseables, de acuerdo a sus concepciones ideológicas), la presencia del padre (católico) Puigjané en La Tablada en 1989, los sacerdotes y monjas tercermundistas que ideologizaron a miles de jóvenes y lograron así que cientos de ellos fueran brutalmente torturados y asesinados, el silencio cómplice de toda la jerarquia católica, incluyendo al Vaticano y al obispo de Roma, sobre la violencia soportada o generada por personas pertenecientes a su credo, … También sigo esperando esas disculpas. Me gustaria tener que esperar menos que Galileo Galilei, no voy a estar vivo en 300 años, obviamente…

  19. Me pone feliz que haya gente como este Sr que que ve las cosas casi igual que yo y las pueda plasmar en una nota como ésta.

  20. Execelente la nota y muy objetiva.

  21. Tengo ochenta pirulos. He visto de todo. Hasta estuve, por una fortuita razón, en la Plaza de Mayo el 17 de octubre de 1945. Yo estudiaba en el Colegio Nacional de Viedma y aprovechando un breve receso por reparaciones edilicias, mi padre me llevó a Buenos Aires pues él quería hacer unas compras para su negocio. Nos alojamos en un hotel céntrico ubicado en Mitre y Suipacha. Desde allí percibimos la movilización y fuimos a curiosear, no por adhesión política. Para mi fue una manifestación popular auténtica y genuina por medio de la cual la gente, el pueblo, quería recuperar a un líder que, para ellos, representaba la esperanza de una vida mejor.
    No soy peronista, sin embargo reconozco que millones de argentinos apoyaron a Perón y que él les proporcionó, por demagogia o lo que sea, muchas satisfacciones. Evita fue una pieza importantísima en ese accionar populista. Por eso estoy seguro de que si hoy se hiciera una encuesta post mortem, sobre el grado de popularidad y aceptación de Perón, obtendría un resultado favorable del 70%. Mal que les pese a sus detractores u opositores.

  22. Informamos al forista Monte que, efectivamente, la dirección del blog revisa previamente los comentarios, lo que es, sin duda, una forma de censura.
    La aplicamos con toda conciencia porque tenemos la intención de ofrecer un intercambio de opiniones políticas y económicas que incluya todo tipo de ideologías, pero que deje fuera del mismo a los comentarios insultantes, ofensivos y agresivos, que no enriquecen a nadie por tratarse sólo de agravios.
    Esta decisión ha dado excelentes resultados porque de las casi 600 participaciones que ya hemos recibido, apenas cinco o seis fueron “borradas”.
    La dirección del blog.

  23. ¿Esto de “revisar” antes de publicarse: ¿No es ¿una forma de censura que ejerce el medio que ofrece el espacio para opinar? ¿Loas a la libre expresión de las ideas…y con el mazo, dando?
    ¿Y a algún dios, rogando? Haz lo que yo digo, y no lo que yo hago, se parece más al contenido de este pequeño recuadro: para eludir la cual haría falta el talento de Tato Bores, que se burló de todos los tiranuelos de opereta que tuvimos en el pais jardín de infantes. Como Videla (un super-ególatra) nunca se dió cuenta, ojalá algún alcahuete lea esto y corra a contárselo: nunca se dió cuenta que OLMEDO, (genio) lo ridiculizó hasta hacernos reir a llorar de risa, con su creación del Yeneral gonzález, y su casco alemán.- Y era el milico argentino que los yanquis tenían en su staff, al que le preguntaban algo, alguna vez, como para que participa
    ra en el manejo de Latinoamèrica…y el salía con…I am the pupil…you are the teachers…
    ¿Remember? Hasta de cara, era la imitación… y el asesino de la historia…no se dió cuenta.-
    Y sus millares de alcahuetes, tampoco.- Si caían en la cuenta, de Olmedo no quedaba ni el casco

  24. de costado, a los sanmartines….¿Saben que no liberó ni medio, sino cambió de imperio? ¿Quienes son los dueños del sur? ¿Los tehuelches? Y el análisis de la batalla de San Lorenzo, desde la óptica militar, fue un fracaso peor que WATERLOO: escondidos tras los muros, con tres descargas de fusiles, por sorpresa, no quedaba un gallego ni para darle la hostia.- Liberó Chile para los ingleses, el uniforme de los granaderos parece de Napoleón.- ¿Cuantos argentinos murieron para “libertar” a Chile? ¿Que nos devolvió Chile cuando las Malvinas? Aunque parece que para muchos de los opinantes ut-supra nombrados, SON LAS FALKLAND.-No Malvinas.

  25. Muy acertado su pensamiento, lamentablemente gente como “facundo”, con su intolerancia, vota sumergido en la ignorancia.

  26. defendes a grondona sos un lamebotas yanqui. tenes que agradecerle a la “vieja deuda de la democracia” que te permite publicar tus estupideces.

  27. LUIS DE CONCORDIA

    TENGO 60 AÑOS, VIVI PARTE DE ESA HISTORIA, ESTOY EN TODO DE ACUERDO DE LO ESCRITO, YO TAMBIEN HE MILITADO PARA EL PERONISMO, CREO QUE ESTE ULTIMO PERIOODO, EL DE LOS k, HA SIDO EL MAS PERVERSO, DONDE EL AUTORISTARISMO LLEGO A TODOS, A LOS MEDIOS, A LOS JUECES, ETC, ETC, ACA EL QUE PIENSA DISTINTO ES UN MAL ARGENTINO, EL JUEZ QUE NO FALLA COMO ELLOS QUIEREN LE PIDEN JUCIO POLITICO O POR AHI LO ASCIENDEN PARA SACARLE LAS CAUSAS.

  28. Muy interesante el blog. Estoy escribiendo un libro sobre la decadencia de nuestro pais y las posibilidades de alterar esa realidad (De la Argentina de la mediocridad a la Argentina posible) y me gustaria usar algunas parrafos que usted cita. Es posible mencionando la fuente?

  29. importante reseña del Pais

  30. Cuando uno lee, después de haber vivido más de 70 años como yo, a quienes quieren ser dueños de la verdad, realmente se pone muy triste. Más aún cuando se habla de los argentinos en tercera persona y nunca se acepta que “nosotros los argentinos” vivimos equivocándonos a la hora de votar. Creo que es necesario que alguna vez hagamos un verdadero mea culpa de los errores que cometemos, llámense peronistas, radicales, comunistas, militares, etc. Como un comentario para los que conocven el peronismo y a Perón solamente por escritos o comentarios, vale la pena aclarar que su primer gobieron fue realmente bueno, con logros interesantes para los trabajadores, etc. Lamentablemente vino un segundo período y allí las cosas se pudrieron. Como todo hombre que detenta el poder largo tiempo, se dejó llevar por los serviles que lo rodeaban y comenzaron los equívocos. Un calco de lo que lamentablemente ocurre en Cuba, donde el poder mareó a los “fidelistas” y que es la verdadera razón por la que El Che se fue de allí, como hoy reconocen muchos de los propios cubanos que, aunque parezca mentira, siguen teniéndolo como un ejemplo y lo consideran cuabano y no argentino. Para redondear, creo que todas las religiones o ideologías políticas tienen en el fondo cosas muy buenas y algunas no tanto, los que fallamos somos los hombres que en nombre de ellas queremos arrostrarnos ser dueños de la verdad y allí comenzamos a equivocarnos. Hoy juzgar a quienes nos gobiernan es difícil pues todos tenemos en el fondo un algo a favor o en contra de ellos. Dejemos que la historia, mañana nuestros descendientes, sean quienes nos juzguen. Pero eso sí, hagamos lo posible por dejarles un país que les permita crecer sanos y libres, que les permita saber escuchar las otras opiniones y no hacer como algunos que se creen los dueños de la verdad.

  31. Creo que el autor se queda corto cuando define “que es el peronismo”, creo yo que es mucho más que “eso”. Para mi “es una asociación ilícita formada para delinquir”. ¿Es que alguno conoce –a lo largo y ancho del país– un SOLO dirigente peronista decente, que no sea corrupto, que habiendo salido de la nada no se haya hecho rico?
    Hagamos un congreso de vecinos de provincianos de todos los rincones de nuestro país y podría jurar que todos conocen (jujeños o pampeanos, cordobeses o mendocinos, puntanos o misioneros, etc.) a políticos que se acercaron al peronismo para lucrar con la política. Tipos que ni bicicleta tenían ahora andan en 4×4. Estos señores que se muestran como dirigentes peronistas no tienen ni ideas ni ideologías ni escrúpulos. Se acercaron a los sindicatos como al partido peronista porque sabían que bastaba cantar la marchita, gritar “¡viva Perón y Evita!” para acceder en poco tiempo a riquezas que con sus mediocridades nunca podrían haber obtenido. Si yo hubiese sido Perón nunca habría confiado en estos “fieles” seguidores.
    Si mañana apareciese otro partido que les garantizase nuevas fortunas no tengo la menor duda que cambiarían si sonrojarse. Acaso, la mayoría de sus dirigentes no fueron menemistas, luego duhaldistas, ahora son kirsnheristas y ahora están relojeando si se harán reutemanistas o solistas o… Esto de la “borocotización” lo inventó el propio Perón.
    Recordemos que cuando el entonces coronel se presentó a elecciones en el 46 el partido laborista le “prestó” su estructura y Perón formó como cuadro de dirigentes a gente que venía del radicalismo, del nacionalismo, del conservadorismo y hasta hubo ¡un comunista! Gente por otro lado sin aceptación en sus propios partidos pero con muchas ganas de pasar al frente.
    En alguna oportunidad -creo años cincuentas- el propio Perón (en un ataque de sinceridad) reconoció : “estoy rodeado de alcahuetes y serviles”.
    Desde otro punto de vista debo decir que TODOS los argentinos tenemos los gobiernos que nos merecemos. Los cientos de miles que “venden” sus votos en cada elección por un sándwich y $50 y también los de la oposición que con sus mediocridades, miserias y miserabilidades anteponen sin nobleza y con mucho egoísmo sus apetitos personales antes que las necesidades de la república.
    También son culpables -Y MUCHO- la clase media y los empresarios que tan miserables por no compartir SOLO un poco de sus rentabilidades no permiten tampoco el acceso a una vida mejor y que haya un gigantesco presupuesto EN EDUCACIÓN para justamente esa gente que cada dos años votan a los mismos corruptos bajo la idea de que lo “hacen porque esos corruptos son los únicos que le dan algo”.
    Esa clase media y los empresarios -por un momento- reflexionen porque el peronismo gana siempre en las provincias (eternamentes) más pobres (Misiones, Chaco, Jujuy, etc.) y nunca en Capital Federal.
    Aparte de la mejor calidad de vida uno podría parodiar a Bill Clinton: “¡Es la Educación estúpido!”. Reflexionen.

  32. Lo de Antonio es penoso. Parece ser que para él lo ilustrado ,si es contrario a sus ideas, es “ignorancia togada”. Sería importrante que se ilustre un poco y deje el fanatismo de lado. El artículo es sensacional y bien documentado. Si a Antonio le molesta la similitud que existe entre el fascismo y el peronismo, es un problema que debe resolver. La historia de Peron documentada por los mismos peronistas no lo niega. Ademas, Antonio, ponés en un mismo campo al peronismo y al marxismo, cuando el mismo Peron se encargo de transmitir su anticomunismo.
    Para este forista, la evolucion natural de los desarrollos sociales no existen. “Todo lo que se ha mejorado es gracias a nuestro procer Juan Domingo“. Pero se hace el distraido con que la mitad del tiempo desde 1945 fuimos gobernados por el peronismo y el pueblo sigue estando en la miseria. En fin, hay de todo en este mundo…

  33. Todas las mentiras, falsas interpretaciones, miedos infundados, impotencias integrales que pueden existir en un alma gorila, forman la materia de este artículo. ES la “ignorancia togada” o “barbarie ilustrada” que decía Alberdi. Se piensan que saben mucho porque hacen ostentación de viajes y posiciones. Son la lacra que apoyó las dictaduras militares, los que se hacían los boludos mientras se entregaba al país y se masacraba al pueblo peronista, marxista, mínimamente progresista. Si no fuera por el peronismo ( en sus distintas versiones) el país viviría en la Edad Media con estancieros tirando manteca al techo en París y peones en bolas en los puestos. El peronismo modernizó el país científicamente, socialmente y políticamente. ¿Cuándo se creó la actual biotecnología agraria? Sería una larga discusión. Los llamados populismos (irigoyenistmo, peronismo), o sea, los “chusmas” y los “cabecitas” llevaron siempre sobre sus hombros el sostén de la patria. No puede hablar de populismo, quien no sabe qué es eso. Y la teoría del “nazi-nipo-fasci-falanjo. peronismo”, está bien para un gorila del 55, pero ahora sabe a carne podrida.

  34. Si no hubiese existido el peronismo, la Argentina sería una potencia economica. Fueron y serán populistas y vaciaron el pais con los corruptos que nos gobernaron y los sindicalistas que siempre los van a apoyar siempre que fuera un gobierno peronista. ¿Cuándo el pueblo argentino va a decir basta..

  35. El peronismo, según la mirada de alguien que ya ha cumplido 75 años y vivido el régimen peronista desde su cración, tiene no sólo dos caras, tiene miles de caras. Pero el fascismo peronista no es sólo el producto de un conductor fascista, como realmente e innegablemente era Perón, sino porque este hombre vino a encarnar los sueños de millones de personas que finalmente no les interesaba las siglas ni las ideologías, sino que había vivido en la miseria y la explotación de parte de la oligarquía aliadas a todos los imperios. Cuando el país amenazó con írseles de las manos los verdaderos dueños del país pusieron a Perón para que arreglara las cosas, y Perón, milico al fin, lo hizo de la única manera que entienden los militares, por la fuerza. La historia es abundante en cuanto a qué apeló el General, porque no es casual que haya elegido a la CGT como Columna vertebral del Movimiento y premiado a los que asesinaron a los luchadores sociales en la década infame. De todos modos, Perón supo leer en el alma de muchos hombres y mujeres que habían sido abandonados y castigados por todos los gobiernos anteriores. De manera que si bien Perón era fascista no fue peor a los que estuvieron antes que él ni tampoco fue peor a los que vinieron después. A Perón lo echaron los mismos que hoy están desestabilizando el país, los terratenientes, porque Perón le decía a la gente que debían ir “de casa al trabajo y del trabajo a casa”, por eso nadie lo defendió cuando los militares asesinos del 55 lo echaron del poder. Yo fui soldado durante el golpe que derrocó a Peron, y todo lo que pasó en el Cuartel de Mar del Plata, fue una parodia que yo tengo escrita en un libro titulado “Los soldados del IOREI”, donde se relantan esos días. El peronismo es un sentimiento, como dicen los hinchas de fútbo, y se maneja como si fuera un club de fútbol. La democracia nunca existió en el país, ni antes de Perón, ni con Perón ni después de Perón. Y no va a existir hasta que las reglas de juego sean absolutamente cambiadas, desde todos los poderes del Estado, incluyendo al Poder Judicial que es una institución hecha a mediada para el sector social que siempre dominó al país.

    • LUIS .- MUY CLARA TU REFLEXIÒN. Y EN CUANTO A LA EXISTENCIA O NO DE LA DEMOCRACIA EN EL PAIS ESTOY PLENAMENTE DE ACUERDO.TAMPOCO EXISTE LA REPUBLICA Y MUCHO MENOS EL FEDERALISMO. PARA QUE HABLAR DE CONSTITUCIÒN , DE INSTITUCIONES..? TOME NOTA DE SU LIBRO TRATARE DE LEERLO. UN SALUDO

  36. 27.02.2009.- Una lúcida vista de la realidad historica de nuestro tiempo. La comparto y verdaderamente me preocupa el futuro politico de mi país en muchos sentidos. Si algún gobierno con ideas propias no peronistas, alguna vez ocurre, el sindicalismo peronista lo dejará Gobernar? Pienso que alli esta la proyección histórica de nuestra tragedia nacional.
    Una verdadera democracia, sin prepotencias ni mandones, será posible alguna vez en este pais?
    En mi ciudad donde vivo existe un profesional, que lo considero de muy alto nivel, tal vez un sabio. Entre otras cosas es columnista del diario principal aqui, en todo lo leo y admiro, pero nunca estaré de acuerdo con él cuando dice que su general Perón fué un ESTADISTA.
    Como conciliar la ciencia y la sabiduría con tal forma de opinar?

  37. Amigo, le recomiendo lea el libro ” La estrategia del shock; el auge del capitalismo del desastre” de la periodista Naomi Klein. Está en las librerías. Luego revise todo lo que ha escrito, pues está mirando la historia por el ojo de la cerradura de su vida que, como se sabe, no abarca toda la realidad. No tengo tiempo de refutarle punto a punto aún cuando podría hacerlo, es demasiado sesgado lo suyo, poco serio. Gracias igual, lo importante es debatir.

  38. Muy lúcido el artículo y debemos celebrar que, a pesar del fascismo peronista, aún estos comentarios puedan ser difundidos y no como sucedió en los períodos más tristes de nuestra historia. Creo también que el peronismo es responsable del sueño de irrealidad en que la Argentina transcurre sus días, pero aún más lo son las dictaduras militares, que prometieron tirarnos desde un helicóptero si seguíamos hablando.

  39. CHE TATA, SI SEGUIS VIENDO POR ESOS ANTEOJOS TE VAS A QUEDAR CIEGO, PEGATE UNA VUELTA POR EL OCULISTA PORQUE TE ESTAS QUEDANDO MIOPE.

  40. Desde de Don Torcuato

    Este pais me tiene harto. Absolutamente. El fracaso signa cada dia en el mismo, y como gracias a Dios tuve exito en mi profesion, y en la vida, voy a contramano del sentir cotidiano. Habiendo conocido EE.UU, me gustaria mudarme a ese gran pais.

    • Por sentimientos como el tuyo es que nos gobiernan los que nos gobiernan. La falla de este país desde su concepción es la falta de nacionalismo

  41. peronistas nacionalizadores…………….
    peronistas privatizadores…………….
    he ahi un reduccionismo sobre ese multipartido(?) (de movimiento, nada)
    olvidaba: peronistas extrapartidarios, peronistas de ocasion, ad infinitum……
    cuando nuestra verdadera gente sufrida, tenga la capacidad para esclarecer a traves de un analisis critico, lo que significo el peronismo y lo que causo en nuestro pais, entonces tendremos una oportunidad de entrar en el mundo moderno.
    la inflexion, comenzo, guste o no, con la desaparicion fisica de su inventor.
    y cabria aclarar, o mejor preguntar:
    que hubiera sido peron sin eva?
    probablemente un militar golpista del monton, del cual nadie recordaria su nombre.
    ay de las gentes que padecen ismos en todo el orbe.
    alguna vez, deberiamos repensar politicamente cual es la esencia del poder, a quien se lo delegariamos, para que, porque, y sobre todo esquivar cantos de sirena que adormecen.
    (banderines, logos, marchas, etc)
    la libertad, lleva tiempo……….
    no se debe adherir solamente a libertad…….para morir.

  42. Muy interesante tu analisis de los ultimos 65 años de Historia Argentina. Si es casi correcto todo lo expuesto. Me parece que somos contemporaneos, por eso puedo avalar mucho de lo dicho. Pero como docente en actividad me interesa que pais le dejamos a las generaciones de hoy. Creo que siempre estuvimos atados a carros de potencias extranjeras, tanto en lo economico, como en lo ideologico. Basta con analizar desde 1810, hasta ahora, es y fue dificil tener un perfil propio, por los intereses que se entrecruzaron. Tuvimos vidas ejemplares y traidores a ultranza, entre nuestros dirigentes.
    De todas formas soy optimista, siempre en un marco democratico, paulatinamente, la juventud, va produciendo los cambios. Tenemos que insistir, en el respeto por las ideas del otro, y por el debate de posturas,… que no debe perderse.

  43. POBRE ARGENTINA

  44. NO SOY PERONISTA, MENOS STALINISTA Y SÍ ABSOLUTAMENTE MARXISTA…
    NO ES CIERTO QUE HAN MUERTO LOS METARELATOS NI LAS IDEOLOGÍAS… SÍ QUE HAY QUE RESIGNIFICARLAS… PERO LA SOCIALDEMOCRACIA QUE SE MUESTRA COMO “SUPERADORA O SALVADORA” HA DADO COMO RESULTADO LAS NACIONES EUROPEAS DE LA CRISIS ECONÓMICA Y LA DISCRIMINACIÓN DEL S XXI ¿O QUÉ SON ESPAÑA, FRANCIA, ITALIA, HOY EN 2009?…
    EL ENSAYO ES INTERESANTE EN TANTO INTENTA DAR LUZ A SITUACIONES HISTÓRICAS ARGENTINAS DE LOS AÑOS RECIENTES.

  45. Me gratifica profundamente este relato de historia politica-social por que considero que esta tristemente ceñida a nuesra realidad. Se que los comentarios son, mas de una vez, producto de apasionamientos individuales y segun toquen el grado de formacion de cada individuo pero es digno sobresaltar que cualquiera sea el comentario ninguno esta en coindiciones de negar la similitud de los conceptos y analisis por autor descriptos con la realida que toco y toca vivir. gracias.

  46. Puede que tenga razón en algunos aspectos de su análisis. Pero coincidirá conmigo en que todos los grandes cambios que ha habido en la historia moderna de este país fueron a traves del peronismo.

    • Me parece logico lo que decis. Es lo minimo que podían hacer si gobernaron más de la mitad del tiempo democratico el país. Acaso no dabes que muchas de las leyes que apróbó Perón fueron llevadas al parlamento por Don Hipólito y que muchas otras fueron producto de grandes hombres como Palacios.

  47. Muy bueno el analisis
    Hace mucho que ando buscando esta clase de historia pero es dificil encontrarla por fin se le ocurrio a un un inteligente sacarla a la luz

  48. Enrico, Muy buenos articulos, comparto mucho de lo que escribe a pesar de ser mas joven que usted (clase del 73).
    Para el comentario de MARTIN: lee bien el articulo, dice que 31 es la mitad de “casi 63 años”, me parece que es correcta la cuenta. Le falto decir que el Justicialismo gobierna la Provincia de Buenos Aires desde 1987 hasta la actualidad y no se ven mejoras significativas en la situación social de sus habitantes.

  49. Muy acertado el comentario!!!, vivo en Argentina desde 1948 y conozco la historia!! de uno y otro bando, lamentablemente los peronistas no tienen memoria, …o sólo la tienen para lo que les conviene… y los historiadores no son muy objetivos,.. el autoritarismo esta presente en cada una de sus organizaciones, …acabo de votar el representante al sindicato de salud del lugar en que trabajo y…. que les cuento? …había una sola lista….!!!!!! le dije al postulante: esto es como en un tiempo fue en Rusia!!!! …

  50. Nunca podrá ser de otro modo en las luchas
    por espacios de poder, de cualquier tipo, en cualquier lugar. De otro modo es un ideal y a todos los que el poder no nos interesa demasiado o no tenemos chance de acceder a él y trabajar para tener el oficio para manejarnos ahí , nos gustaría vivir en ese ideal.

  51. EXCELENTE ANÁLISIS!! ES MUY IMPORTANTE RELATAR LOS HECHOS HISTÓRICOS TAL CUAL FUERON. ESPECIALMENTE PARA NUESTROS JOVENES QUE CONTINUAMENTE VAN RECIBIENDO POR DISTINTOS MEDIOS INFORMACIÓN DISTORSIONADA O ACOMODADA A LA/LAS FUERZA POLÍTICAS DE TURNO. EJERCITEMOS LA MEMORIA. NO DESOIGAMOS A GENTE QUE VIVIO LAS ÉPOCAS QUE COMENTA EL ENSAYISTA… NO HAN PASADO TANTOS AÑOS.
    SI QUEREMOS FORMAR OPINIÓN VÁLIDA DEBEMOS RESCATAR TODAS LAS FUENTES DE INFORMACIÓN POSIBLE… MUY BUENA LA NOTA.

  52. Si usted sigue haciendo historia va a renegar hasta con San Martin que libero parte de sud america.

  53. La nota es excelente, pero entiendo -humildemente-, que conviene tomar en cuenta algunos datos de la realidad sobre la función específica de los sindicatos -la defensa de los intereses de los trabajadores-, en la Argentina.
    Resulta imprescindible acotar el comentario a nuestro país, no hay otra posibilidad pues resulta harto conocido que la nuestra es una nación diametralmente distinta al resto del mundo. Nos guste o no, es la realidad.
    De lo contrario se corre el peligro de elaborar análisis y estudios de laboratorio difíciles de aplicar.
    Así que, en la Argentina, para que un grupo social -el que fuere, entre ellos los trabajadores-, tenga “reales” posibilidades de ser escuchado y atendido, o en otras palabras, para que un sector de la sociedad tenga el poder suficiente para defender con exito sus reclamos, necesita ineludible e imperiosamente estar unido.
    De lo contrario corre el riesgo de quebrarse en innumerables fracciones, carentes individualmente de peso específico alguno. ¿Acaso no ha pasado eso con la izquierda en la Argentina?.
    En el área de las relaciones laborales se requiere de una fortaleza institucional, económica y política que sólo puede darse a través de sindicatos unidos.
    Precisamente eso es lo que hace el otro extremo de la negociación -el sector patronal-, se une en cámaras, federaciones, etc. Por lo general muestran su poderío en una sola representación.
    No dudo que un modelo distinto puede ser útil para otros paises, pero le aseguro por experiencia propia que un sindicato chico no tiene posibilidades reales de exito en la defensa de los intereses de sus representados.
    Para equilibrar la notoria desigualdad entre el poder económico y los trabajadores es necesaria la indiscutible fuerza que emana de la unidad.
    Por otra parte, en un país históricamente caudillista -nos guste o no-, no se puede pretender que los sindicatos tengan una idiosincracia diferente. Sus líderes no lo son sólo por decisión propia, sino también de sus propios compañeros. Y su permanencia en la conducción constituye una enorme ventaja a la hora de negociar con empresarios y funcionarios. La enorme mayoría ha debido atravesar innumerables crisis y negociar con varios Presidentes. No se puede despreciar su experiencia. Salvo deshonrosas excepciones han empezado la lucha sindical desde muy abajo y ocupan el máximo cargo por mérito propio.
    No quiero cansar, pero sería interesante tratar de compatibilizar sus excelentes ideas con el funcionamiento real de las relaciones laborales en la Argentina.

  54. Excelente análisis. Es muy interesante cómo se puede ver el verdadero yo fascista del peronismo observandoi el desempeño y la corrupción del sindicalismo desde 1945 en adelante. Mis felicitaciones.
    Lo que sí, no entiendo el comentario de Martin. ¿Acaso por unos pocos días menos o más de diferencia, se puede negar que el peronismo tuvo el poder del país en la mitad de tiempo desde su nacimiento, en 1945? Aunque por ser peronista le haya dolido el comentario, ¿no tenía algo más inteligente que decir que no fuera esa tontería?

  55. Bien loco seguí así, si para vos 31 es más de la mitad de 63, cierra perfectamente todo lo que decís… EXCELENTE!!!!

  56. rosario ayelen acosta

    me gusto mucho la nota y varias de sus opiniones ,aunque solo tengo 18 años me interesa mucho la histora de este pais y las diferentes miradas que las personas perciben de su realidad, y coincido totalmente en esa tonta intolerancia humana hacia lo que nos desagrada.yo lo digo con pequeño orgullo pero trato en lo posible de escuchar a ‘esas’ personas , y tratando de quitarme esos Pre-juicios que la sociedad te aporta ah sido una sorpresa para mi, escuchar que por ejem. los militares del 73′ creen en su politica aplicada ,la defienden y estan convencidos de que lucharon, eh incluso estan orgullosos de lo que hicieron! Sin faltar el respeto de nadie particularmente yo pienso aunque una perona mala se meresca la muerte o tortura, sea quien sea,no lo considero aplicable , pero en fin lo que quiero decir es que a veces cuando escuchamos incluso a los que mas aborrecemos, no podemos negar que son personas que han llegado a esos pensamientos e ideologias por algo.(llamele cultura, educacion, o influencia familiar)

  57. No puedo dejar de aprobar gran parte del contenido de su nota, lo que no entiendo, porque parece que transcurrimos el mismo tiempo de vida de la Argentia, como puede Ud. declararse seguidor de ideas marxistas si hablamos de hechos posteriores al 56 de Hungria y a Stalin, o de ideas de izquierda peronista si hablamos de haber vivido la Argentina de los años 1945 a 1955, cuando “la oposicion no necesita hablar por radio porque no es Gobierno” Peron dixit, o las extorsiones de la Fundacion Evita “Caso Massone” entre otros, quiero además hacer una correccion, no fueron 31 años de gobierno peronista, se entiende por gobierno detentar el poder y nunca en los años que van de 1955 a la fecha, salvo un muy pequeño período antes de la traicion de Aurturo Frondizi, el peronismo dejo de tener el poder, ni aún durante los gobiernos radicales, ni durante los militares. Al lado de Ongania estaba la CGT y Massera y Videla fueron elegidos por el peronismo puede que hayan sido perseguidos algunos peronistas, pero otros aprovecharon muy bien esos periodos para enriquecerse o para aumentar su poder, cada golpe institucional, 1989 o 2001 tuvo atras una abierta participación del peronismo, queda claro que los dichos de Luis D’Elia avlana lo que sostengo, igual gracias por decir lo que otros argentinos queremos y no podemos

  58. Excelente descripción de nuestra realidad…!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s